Blogs

« volver

La Columna de Luis Puiggrós

Caminando al Filo de la Cornisa

blog.jpgDespués de jugadas las dos últimas jornadas de las eliminatorias mundialistas sudamericanas entre el viernes 7 y Martes 11 de Junio, las opciones de la selección peruana para clasificación para el mundial Brasil 2014 caminan por el filo de la cornisa.


Terminadas ambas fechas, la cosecha de nuestra selección fue de tres puntos - triunfo ante Ecuador por 1 a 0 y derrota frente a Colombia por 2 a 0 - insuficientes para los cuatro que había presupuestado el comando técnico.

Con estos resultados, el Perú ha quedado ubicado en el puesto siete con 14 unidades y con una diferencia de goles de -5, contra las 16 unidades que tiene Uruguay, que marcha en el quinto lugar y que tiene una diferencia de goles de -3, mientras Venezuela se ubica en el sexto con los mismos puntos de Uruguay, pero con una diferencia de goles de -4, selecciones que a mi parecer, pelearán por el quinto puesto, que da derecho a jugar la repesca contra el quinto de la zona de Asia.

Recordemos que en caso de igualdad de puntos, las posiciones se resuelven primero con la diferencia de goles y en caso de persistir el empate, se considerará la mayor cantidad de goles anotados

Argentina que marcha en el primer lugar con 26 puntos, seguida por Colombia que tiene 23, Ecuador y Chile con 21, están muy cerca de clasificar al mundial, mientras que Bolivia con 10 y Paraguay con 8 unidades, le han dicho adiós a Brasil 2014

Lo curioso del caso es que las tres selecciones que probablemente peleen por ingresar a la repesca, como son Uruguay, Venezuela y Perú se están enfrentando entre sí.

En la jornada 14, Uruguay derrotó de visita a Venezuela por 0 a 1, retomando sus posibilidades de clasificar. En la jornada 15 que se llevará a cabo el 6 de Setiembre próximo Perú recibirá a Uruguay en nuestro Estadio Nacional, y en la fecha 16 Venezuela será el anfitrión del Perú.

Como la llegada será muy estrecha, la diferencia de goles y la mayor cantidad de goles anotados, cobrarán mucho valor y pueden ser decisivos en el recuento final. El Perú lo sabe muy bien pues en las Eliminatorias para Francia 98 perdió la clasificación por la diferencia de goles contra Chile, selección que clasificó bajo ese expediente para ese mundial. 

Se está haciendo costumbre tanto en las selecciones como en los equipos peruanos, enfrentar sus partidos jugándolos de chico a grande, agazapados atrás para intentar aplicar el contragolpe, a través de largos pelotazos, para que alguno llegue a su destino. No se elabora la jugada.

Otro de sus pocos recursos ofensivos actuales, es aprovechar un balón detenido, cuando es más fácil llegar al gol jugando de manera asociada. Todo bajo el beneplácito de aquellos que sólo les interesa el resultado

Nuestros equipos en general, sean las selecciones o los equipos de clubes, últimamente tienen un sólo libreto, el cual es agruparse defensivamente cerrando los espacios, esperando que su gol llegue a través de un contragolpe o a balón parado.

Si logran abrir el marcador, acentúan este accionar y pueden jugar al contragolpe, tal como sucedió a nuestra selección en el partido amistoso contra Panamá o en el angustioso encuentro contra Ecuador por las eliminatorias, ambos saldados con victoria. O los partidos disputados por el Real Garcilaso por la Copa Libertadores de América.

También se pueden incluir en esta forma de jugar a las dos selecciones menores, la S20 y la S17, en los dos sudamericanos de las respectivas categorías llevados a cabo en la Argentina en el último verano.

 Parece un sello de nuestros equipos.

El problema nace cuando les anotan el primer gol. Entonces necesariamente tiene que abrirse para buscar la igualdad, dejando grandes espacios defensivos, que los hacen vulnerables al contragolpe rival, tal como la sucedió al Perú contra Colombia y al Real Garcilaso del Cuzco en la Copa Libertadores de América.

Nuestra selección luego de un comienzo arrollador contra Ecuador en Lima - así nos gustaría ver siempre a la selección - en el cual abrió el marcador tempranamente por intermedio de Pizarro, inmediatamente se replegó para apostar el contragolpe. El segundo tiempo fue puro sufrimiento, donde la magnífica actuación de Fernández, Retamoso y Pizarro, aguantaron el resultado.

Contra Colombia se cambió el libreto. La orden era esperar a Colombia para aprovechar el contragolpe.

Markarián intentó tapar los costados - las subidas de los laterales  Zúñiga y Armero son una arma fundamental en el equipo de Pekerman - colocando a Advíncula ( esa puede haber sido la razón para que no comenzara el partido Farfán) y Vargas, para ayudar a Herrera y Yotún respectivamente. En la zaga central aguantaban un vehemente Zambrano y Rodríguez. En la contención se ubicaron Ballón y Retamoso, para controlar a Cuadrado y Torres. Como mediapunta jugó Pizarro, quedando como delantero en punta Guerrero, para que éste luchara todos los balones en soledad. Casi nunca se urdió una jugada

Rápidamente Colombia abrió el marcador, entonces el técnico peruano intentó variar tempranamente su esquema colocando a Farfán y Carrillo por Herrera y Yotún, para buscar más ofensiva. 

Acostumbrados a un libreto, cuando hay que cambiarlo, no están preparados.

Hay tres cuerdas para un mismo trompo. Hasta el momento Uruguay, Venezuela y Perú pelean por un lugar para disputar la repesca contra el quinto de Asia.

La clasificación para Brasil 2014 se ha puesto cuesta arriba.

Escribir un comentario

¿Recordar datos personales?
Comentarios (Puede usar etiquetas HTML para el estilo)