Blogs

« volver

Zéfiro

Cuando una mujer no se ama

Image9.jpg

Amarse a sí mismo es la base para adquirir un sólido "Yo interior" e ir hacia la plenitud de la existencia  que suele tener asidero en el equilibrio  y paz interior. Sin embargo, dependiendo del tipo de personalidad, nivel cultural y sobre todo emocional, las personas son distintas y algunos cargan lesiones emocionales que tienen como base el miedo, baja autoestima, rencor, frustración, así como ausencia de valores sólidos que los hacen fallar con ellos mismos y por ende con los demás.


El mundo ha evolucionado y lamentablemente los medios de comunicación difunden cada vez más estilos de vida orientados a la superficialidad y competitividad. La cultura light invade la mente, el alma y espíritu de millones de pobladores y ello está minando ese amor propio tan necesario para mantener la esencia y trascender. Por ello, desde Zéfiro veamos hoy qué ocurre cuando una mujer no se ama y las consecuencias que vive y tal vez no sean capaces de asumir.

 

CARACTERISTICAS DE UNA MUJER QUE NO SE AMA

 

1.- No sabe ser ella misma y copia estilos de vida y moldes de vida de los demás: La ausencia de personalidad sólida así como baja autoestima profesional, de apariencia y afectiva lleva  a miles de mujeres hacia la inseguridad, a no sentirse inteligentes, capaces y mucho menos lindas. Por tanto, crean la idea de que deben "parecer", olvidando trabajar "el ser" y surgen así la copia, imitación y competitividad de estilos de atuendo, vocabulario y actitudes que tienen los "que son exitosos".

 

Hoy podemos más que nunca observar jovencitas y mujeres maduras hablando en tono extraños, cantados. Entre ellas aparecen las muletillas como: "en verdad", "como que", "a lo que", "manya" y ni que decir de los tonitos disforzados de muchas mujeres cuando hablan por nextel o cuando acuden a reuniones y están frente a varones. Siempre que las escucho me pregunto ¿salieron del mismo horno estas pobre mujeres?, la respuesta que encuentro es: carecen de identidad, de autenticidad y les da temor ser ellas mismas.

 

Cuando una mujer es auténtica busca expresarse con la propiedad que le da haber estudiado (no tiene que parecer científica), solo ser natural y despojarse de lo que las demás hacen  dicen porque no son gente igual.

 

Otras mujeres hacen de todo por verse bien (solo físicamente), pero olvidan trabajar su mente, alma y espíritu y a veces no tienen ni tema de conversación porque no se cultivan, porque sus preocupaciones máximas son reclamos de ira porque no se sienten amadas, porque sus parejas no son como ellas quieren y no se preguntan si ellas son parte del caos y no saben pensar con amplitud porque padecen ansiedad, depresión, ira, mal humor, lesiones no sanadas, etc.

 

2.- Padecer de apegos y dependencias emocionales en las relaciones humanas: Carecer de dignidad es el letrero que parecen llevar inscrito millones de mujeres del mundo porque no se aman, porque temen a la soledad, porque no se valoran, porque no aprendieron a expresar lo que les molesta y porque se dejan manipular por personas que no las aman con bondad y solo las usan. Me refiero a las dependientes afectivas que hay de varios tipos


a) las que tienen una pareja maltratadora psicológicamente y son sumisas y dependientes y no pueden cortar la relación porque creen que nadie más las amará o porque han idealizado a su maltratador.

 

b) las dependientes de varones que no son sus parejas, pero tuvieron relaciones informales y viven atadas al manejo que un maltratador les da. Son las chicas que cada que ven o reciben la llamada de un tipo que solo las busca por temas sexuales, por ego y egoísmo salen corriendo a verlo, caen en la trampa, siguen ilusionadas y luego son ignoradas como sino valieran nada y si intentan renovar vida, vuelve nuevamente su maltratador pesadilla y no saben decirle que no. En el fondo no lo aman, pero no soportan el rechazo, el ego herido, la autoestima golpeada y el miedo al fracaso las hace no amarse y así ver pasar sus años autodestruyéndose.

 

c) Las dependientes platónicas: Son aquellas que sueñan con el amor de un varón que ni las mira, pero ellas insisten en soñar despiertas y no socializan por esa persona que tal vez solo es amable, pero eligen vivir de la contemplación por miedo a no ser amadas, por obsesivas, por ausencia de brillo interior y también por adormecimiento de inteligencia.

 

d) Las dependientes amorales: Aquí entran las chicas que deciden ser "amantes" de varones casados y se hacen de la vista gorda, otras buscan destruir un hogar sabiendo que el varón no dejará a su esposa, pero como es egoísta y ególatra es infiel. Otras se enganchan porque quieren soñar que este tipo de varones hará una nueva vida con ellas y jamás se los propuso o las engañan y palabrean y "ellas creen y creen" porque es mejor que admitir que no se aman, que no saben aceptar con humildad que ese varón no ama a nadie porque sino sabe resolver sus asuntos con hidalguía no puede dar amor de respeto y así diga amarlas de verdad, tenerlas de amantes no es amor, todo lo contrario, es denigrarlas, humillarlas, mancharlas.

 

Muchas mujeres han sido amantes por décadas y se acostumbraron y hasta dejaron de quejarse, anulando así su integridad como mujeres y matando sus sueños y derecho a ser feliz como todos.

 

3.- Las descuidadas y procastinadoras: Son mujeres que dudan de todas las decisiones a tomar y por ejemplo postergan (procastinan) todas sus metas en el fondo por miedo (no estudian a conciencia, no mejoran de empleo porque no se mueven para conseguir uno mejor, no trabajan porque prefieren ser mantenidas por la pareja, etc) y al vivir frustradas, depresivas y ansiosas les cuesta concentrarse y decidirse  a culminar sus metas. 

 

Por otro lado, muchas de ellas son descuidadas en su arreglo y ello contribuye a que se sientan peor consigo mismas.


Al no amarse este tipo de mujeres prefieren concentrarse en situaciones que no las ayudan a crecer o ponen de pretexto para no sentirse mejor. Por ejemplo hay mujeres que son madres y usan de pretexto a los hijos para olvidarse de ellas mismas y la pareja porque se dedican a sobre proteger a los hijos, pero en el fondo es un pretexto que nace del miedo a ser, a crecer por la falta de ecuanimidad interior.

 

4.- Las chicas que solo piensan en divertirse: Son mujeres que solo viven en diversiones nocturnas y sin rumbo fijo porque les da temor luchar por concretar metas y porque no han descubierto sus talentos. No se concentran en estudios, ni en trabajo, pero siempre para la juerga y diversión están dispuestas a todo y buscan trabajar en aquello que no implique mucho esfuerzo, desean ganar mucho haciendo poco y creen que lo merecen todo sin esfuerzo y sin cultura.

 

5.- Las introvertidas y antisociales: Le pasa a las mujeres que consideran que no tienen capacidad de mostrarse ante los demás porque les da vergüenza, porque la timidez las anula y porque vive cohibidas por complejos. Y si bien saben que tienen este problema por años, no hacen nada por mejorar ni buscar ayuda profesional; detrás de esta actitud se esconde sin duda algún problema emocional que necesita ser tratado con responsabilidad.

 

6.- Carecen de autoafirmación: La autoafirmación es la capacidad de expresar los sentimientos y emociones de manera honesta, clara y sin gritar. Sin embargo, muchas mujeres carecen de esta capacidad porque sienten temor  a ser juzgadas (en hombres pasa igual) y tal vez fue porque de chicos sus padres (o solo padre o solo madre) fue duro, intransigente y contribuyó a generar ese temor que hasta hoy las atormenta y necesita ayuda profesional y espiritual para sanar.

 

Cuando una mujer no se ama olvida sus valores por miedo, carece de convicciones, es manipulable, se doblega ante las pruebas de fe del camino sin poder reaccionar, hace del dolor una condena y no puede verlo como aprendizaje y además, puede elegir asumir sufrimientos absurdos por falta de fe en sí misma y porque en el fondo no sabe pensar en cómo ser mejor para sentirse plena.

 

La gente suele sufrir porque no aprendió a pensar de manera inteligente, sensata, noble y a ver la vida de manera clara. Muchas mujeres que no se aman no aceptan el entorno, no aceptan a los demás como son y esperan lo que no llegará porque ellas mismas no saben vivir con pasión su día a día.

 

Amarse en una decisión, un aprendizaje y un camino permanente y el creador otorga a cada persona dones particulares para lograrlo, pero muchas personas lo descubren tarde o no son capaces de asumirlo.

 

Una mujer es aquella que se ama, se valora, sabe ser digna, usa la inteligencia con sensatez y nobleza y por encima de todas las cosas reconoce sus errores con humildad y hace de la voluntad, la fe y el valor sus emblemas de vida.

 

Ya lo saben mujeres, decidan amarse, mejorar todo aquello que necesitan, luchen por ser ustedes mismas sin vergüenza y a despojarse de aquellas situaciones que les causa dolor absurdo.

 

Enhanced by Zemanta

Escribir un comentario

¿Recordar datos personales?
Comentarios (Puede usar etiquetas HTML para el estilo)